Remedios caseros para la FIEBRE

Antes de utilizar estos remedios naturales para bajar la fiebre, se recomienda atacar la causa, ya que esta, se manifiesta como un mecanismo de defensa contra alguna enfermedad o infección.

Las siguientes recetas de remedios para la fiebre, se deben preparar con ingredientes naturales y de calidad, para evitar efectos secundarios.

1.- TÉ DE LECHUGA

Ingredientes:

  • 4 ó 5 hojas de lechuga
  • Agua hirviendo

Preparación:

Hervir 1 litro de agua y luego añadirle las hojas de lechuga. Una vez realizado esto, dejar reposar en un recipiente con tapa, durante aproximadamente 15 minutos y si es necesario, agregar edulcorante. Luego beberlo frío o tibio.

2.-  TÉ DE SALVIA

Ingredientes:

  • Algunas hojas de salvia
  • Agua hirviendo
  • 1 cucharada de miel (opcional)
  • Jugo de limón (opcional)

Preparación:

En una taza de agua recién hervida, agregar algunas hojas de salvia y dejar reposar durante 10 minutos. Se le puede agregar miel o jugo de limón para que el té sea más efectivo. Beber la infusión fría o tibia.

3.- PASAS

Ingredientes:

  • 2 puñados de pasas
  • Media taza de agua fría
  • Jugo de limón

Preparación:

Añadir las pasas en media taza de agua fría y dejar que se ablanden aproximadamente durante 1 hora. Luego pisar las pasas para que se fusionen con el agua, y agregarle el jugo de limón. Es recomendable beber la preparación 2 ó 3 veces por día.

4.- AJO

Ingredientes:

  • 1 diente de ajo.
  • 1 taza de agua caliente.

Preparación:

Picar un diente de ajo y agregarlo a la taza de agua bien caliente. Dejar reposar durante 10 minutos, colar y beber.

IMPORTANTE: Esta preparación no debe ser consumidas por los niños ni por mujeres embarazadas.

5.- COMPRESAS DE AGUA FRÍA

Se puede mojar paños y colocar en la frente y en la parte posterior del cuello. También puede empapar una esponja y mojar la zona de axilas, ingle, manos y pies.

6.- TÉ DE JENGIBRE

Ingredientes:

  • Jengibre
  • Agua hirviendo

Preparación:

En una taza de agua hirviendo, agregar el jengibre y dejar reposar unos 10 minutos. Beber tibio preferentemente.

El jengibre tiene la facultad de hacer que nuestro cuerpo libere el calor y como consecuencia baja la fiebre.

7.- VINAGRE

Ingredientes:

  • 5 cucharadas de vinagre
  • Agua natural

Preparación:

Agregar en 1 litro de agua, las 5 cucharadas de vinagre y mezclar bien. Luego embeber 1 paño y colocar en la frente o alrededor de los tobillos.

8.- PAPAS EN VINAGRE

Ingredientes:

  • Rodajas de 1 papa
  • 1 taza de vinagre

Preparación:

Cortar la papa en rodajas y colocarlas en la taza con vinagre. Luego colocar las rodajas de papa sobre la frente y taparlas con un paño sobre la frente. Mantenerse así relajado durante 20 minutos.

9.- UVAS HELADAS

Comer uvas bien frías durante el día. Es importante saber que las uvas son muy ricas en vitamina C y en nuestro organismo actúan al sistema inmunológico. Además, consumiéndolas bien frías, ayudarán a bajar la temperatura.

10.- JUGO FRÍO DE LIMÓN

Ingredientes:

  • 2 litros de agua fría
  • 2 limones

Preparación:

Exprimir los limones y agregar el jugo obtenido, en 2 litros de agua bien fría. Beber un vaso del jugo, ni bien sientas que sube la fiebre. Es conveniente tomar los 2 litros en el día. Esto además de ayudar a bajar la fiebre, impide la deshidratación.

¿Qué es la fiebre?

La fiebre es una mecanismo de defensa, que causa el aumento de la temperatura corporal, para ayudar a nuestro cuerpo a combatir una enfermedad o infección.

Síntomas de la fiebre

En niños hablamos de fiebre cuando la temperatura supera los 38° y en adultos cuando supera los 37°.

Se pueden dar todos o algunos de estos síntomas, teniendo en cuenta las causas de la fiebre.

  • Sudor.
  • Sensación de frió
  • Dolor de cabeza.
  • Dolor en los músculos.
  • Falta de apetito.
  • Sensación de irritabilidad.
  • Deshidratación.
  • Debilidad.

Los niños de 6 meses a 5 años, pueden tener convulsiones por la fiebre.

¿Cómo tomar la temperatura?

Hay diferentes formas de tomar la temperatura tanto en adultos, niños o bebés.

Colocar el termómetro en la axila no es la mas precisa, pero sigue siendo útil y les enseñaremos como hacerlo:

  • Una vez colocado el termómetro, ubicar los brazos sobre el pecho.
  • Dejarlo colocado unos 5 minutos para obtener un mejor resultado.
  • Tener en cuenta que la temperatura de las axilas es un poco más baja que la del resto del cuerpo.
  • Si acude a un médico, debe informar no solo la temperatura exacta, sino también la zona donde fue tomada.

Tomar la temperatura por el recto de la siguiente forma, nos dará un valor mucho más preciso que la anterior:

  • Lubricar el termómetro y acostar a la persona con fiebre boca abajo.
  • Introducirlo entre 1 y 2 centímetros en el recto.
  • Sostener durante 3 minutos el medidor de temperatura.

Cuando acudir al médico

La fiebre no suele ser una causa de alarma para acudir al médico, pero hay circunstancias en las que es prioritario.

En el caso de bebés, cuando la fiebre no tiene una causa que podamos detectar a simple vista, genera mayor preocupación en las siguientes circunstancias:

  • Tiene 3 meses y la temperatura es mayor a los 38°.
  • Tiene entre 3 y 6 meses y la temperatura del recto es de 39°.
  • Tiene entre 6 y 12 meses y la temperatura es mayor a los 39° durante más de 24 horas.

En el caso de los niños:

  • Cuando están irritables.
  • Tienen vómitos.
  • Dolor de cabeza y estómago.
  • Cuando estuvieron dentro de un automóvil caliente.
  • Decaimiento y poco contacto visual.
  • Presenta problemas del sistema inmune.
  • Posee una enfermedad preexistente.

En el caso de Adultos:

  • La temperatura es de 39° o más.
  • Tiene dolor de cabeza.
  • Erupciones en la piel.
  • Sensibilidad a la luz.
  • Tiene el cuello rígido y siente dolor cuando lo mueve.
  • Se siente confundido.
  • Tiene vómitos frecuentes.
  • Dificultad para respirar.
  • Dolor en el pecho.
  • Dolor cuando orina.
  • Dolor en la zona abdominal.
  • Convulsiones o ataques.

¿Qué causa la fiebre?

La temperatura es manejada por el hipotálamo que funciona como el termostato de nuestro cuerpo y puede variar dependiendo la hora del día, por ejemplo tiende a ser más baja por la mañana e ir aumentando mientras más nos acercamos a la noche.

La fiebre puede ser causada por:

  • Virus.
  • Infección bacteriana.
  • Agotamiento por el calor.
  • Algunas enfermedades que producen inflamaciones.
  • Tumores malignos.
  • Los antibióticos utilizados por los hipertensos.
  • Medicamentos para convulsiones.

En los casos que la fiebre no tenga causas, ni siquiera después de haber hecho una evaluación profunda, puede ser catalogada como fiebre por causa desconocida.

Si no se consigue bajar la temperatura después de consumir estos remedios naturales para la fiebre, debe acudir con su médico de confianza.

Deja un comentario